10 consejos para elegir el nombre de dominio ideal

Uno de los primeros (y más vitales) pasos para dar el puntapié inicial a tu presencia en internet es elegir el nombre de dominio correcto para tu emprendimiento. Muchos subestiman este paso desconociendo la importancia de esta piedra angular, y existen al menos dos consideraciones notables a tener en cuenta: el factor humano y el que llamaremos factor “robot”.

El primero es tal vez el más obvio, y es que como seres humanos tenemos un umbral de atención muy baja. Es necesario que, en lugar de utilizar las primeras palabras o frase que se nos venga a la cabeza, nos enfoquemos en elegir un nombre fácil de recordar.

En segundo lugar, el factor “robot” es igual o tal vez más importante, ya que impacta sobre la visibilidad de tu sitio en los buscadores.

Hoy en día existen muchas opciones, por lo que hablaremos de algunas buenas prácticas para optimizar al máximo los resultados de tu proyecto.

Es importante elegir un buen nombre de dominio desde el principio dado que es una de las pocas cosas que después será difícil de cambiar sin afectar tu identidad de marca y tu reputación en los buscadores.

Tener un emprendimiento es como tener un hijo y, de igual forma, es imprescindible tomarse el tiempo necesario para pensar en un nombre que sea fácil de escribir y de recordar (y que no sea motivo de bullying más adelante).

1. Debe ser fácil de deletrear y de tipear 📝

Muchos sitios populares tienen algo en común: son fáciles de tipear. Yahoo, Google, Clarín, TN, Facebook, entre muchos otros, utilizan un nombre fácil de deletrear, lo cuál es crucial a la hora de apuntar hacia el éxito de tu emprendimiento.

Si utilizas palabras dificiles de escribir o términos que no todos puedan comprender de inmediato, tus posibles clientes van a tener problemas para encontrarte rápidamente.

Considera deshacerte de algunos artículos para evitar confusiones y simplificar tu dirección. Por ejemplo, si tu tienda se llama “La Tienda de Descuentos” es mejor que utilices tiendadedescuentos.com en vez de latiendadedescuentos.com, o inclusive simplemente tiendadescuentos.com para simplificarlo aún más.

2. Palabras clave hasta en la sopa 🍜

Que el nombre de tu dominio contenga tu nombre de marca NO es obligatorio, pero en reglas generales es recomendable. Todas las palabras que utilices en tu dominio serán de ayuda para que los buscadores (en especial Google), entiendan de primera mano de qué se trata tu sitio aún antes de ver su contenido. Por ejemplo, el nombre de dominio de nuestro proyecto maquineriajuanma.com nos indica el tipo de productos que podemos encontrar allí, el nombre del local y tambien el nombre de la persona dueña del local, que es la cara visible del negocio.

Combinar un buen dominio con una buena experiencia de usuario y contenido de calidad nos dará un rendimiento orgánico de base mucho mejor con el que despues complementar con anuncios pagos.

Claro que encontrar el dominio ideal no es nada fácil, ya que no solo depende de tu trabajo creativo previo, sino también de que sea suficientemente original como para que se encuentre disponible. En un mundo donde tu presencia online es prácticamente mandatoria para tener éxito, puede ser un dolor de cabeza hasta que encontremos lo que buscamos.

3. Menos es más ✅

En cuestiones de longitud de un nombre de dominio, mientras más corto, mejor. Esto no sólo ayuda a recordarlo más facilmente sino que tener menos caracteres minimiza el margen de error del usuario al tipearlo.

Una ventaja secundaria es que si nuestro nombre de dominio no es muy largo, podremos hasta utilizar enlaces a cualquier página de nuestro sitio sin necesidad de utilizar un acortador de URLs. Por ejemplo, no es lo mismo que publique la dirección de mi tienda como www.minombreesakira.com/tienda en vez de www.akira.com/tienda

Nuevamente, lo último que queremos es que nuestros visitantes escriban mal la dirección de nuestro sitio. Lo ideal es tener un nombre de dominio fácil de recordar, de escribir y que tenga como máximo entre 12 y 15 caracteres.

4. La extensión es lo que cuenta 🔌

A la hora de alojar tu sitio es importante prestar atención a los dominios de nivel superior o TLD (del inglés top-level domain), es decir, los conocidos .com, .org, .net, etc.

A menos que tu marca esté muy arraigada en un país y sea super relevante que tenga una extensión como .com.ar, por regla general el .com es la opción más segura. Es corta, fácil de recordar y todo el mundo está familiarizado con esa extensión, que existe desde los inicios de internet. También deja la puerta abierta a que te expandas a otros países en el futuro.

Es importante saber elegir las extensiones de dominio, pues podemos vernos tentados con ofertas de extensiones mas modernas y económicas, pero que al final del día pueden terminar siendo un problema.

Por dar un ejemplo, podríamos haber registrado este sitio con la extensión .studio, quedando como uchina.studio en lugar de uchinastudio.com. Suena más minimalista no?

El problema: la mayoría de las personas está tan acostumbrada extensiones como .com que es posible que, al darles mi dirección de email, interpreten equivocadamente que le falta el .com al final. Así pensarían que es @uchina.studio.com en lugar de @uchina.studio.

5. Nada de guiones o símbolos 🙅‍♀️

Tu nombre de dominio debería estar compuesto por unas pocas palabras o inclusive una sola y que resulten autoexplicativas. Si nuestro nombre posee guiones, puntos, numeros o cualquier otro caracter, será siempre dificil de transmitir verbalmente, lo cual introduce un ruido innecesario en la comunicación.

Especialmente los guiones y números son malinterpretados verbalmente: la gente puede no entender de inmediato si debe escribir ese símbolo o deletrearlo. También pueden confundir ese simbolo o numero por otro.

Por eso es una buena práctica utilizar el abecedario de la A a la Z y nada más. Una consideración para los países de habla hispana es que, si bien es posible técnicamente registrar dominios que contengan la letra “Ñ” desde hace mas de 10 años, esto no suele ser una buena práctica pues requiere registrar dos dominios, uno con la Ñ y otro con una N en vez de Ñ. Se suma a la complicación que los correos electronicos de tu emprendimiento NO podrán utilizar el dominio con la letra Ñ, por lo que es mejor evitar a nuestros usuarios esa confución extra.

Es posible que en algunos casos necesites registrar varios dominios con alguna variación en el nombre para abarcar más inequívocamente a tu publico, pero representa un gasto extra en dinero y energía que, en nuestra experiencia, casi nunca se justifica.

6. Si se lo olvidan, perdiste ⌛️

En un océano de sitios web es necesario resaltar de la multitud y por lo tanto, tu nombre debe ser único, atractivo y pegadizo para tu público objetivo.

Evita la equivocación de pensar que tu nombre es lo que crees que es. No debes quedarte con esa primera impresión sin consultarlo con distintas personas, en especial las que sean similares a la gente que quieres atraer.

Realiza una lista de posibilidades, aún las que no te parezcan tan buenas, y permite que ellos decidan cuál es la que más atractiva les resulta. Inclusive te darán nuevas opiniones que puede que terminen de redondear la idea que estabas buscando y que a veces uno no podría idear por sí mismo.

Por último, no olvides hacer una búsqueda en internet de tu nombre para asegurarte que no haya organizaciones similares o interpretaciones negativas del mismo. Esto evitará complicaciones en el futuro.

7. Mejor prevenir que pagar… 💸

Es super importante que el nombre que utilices no sea una marca registrada y/o esté siendo utilizada por otra empresa o individuo. Lo último que necesitas es tener una disputa legal (o informal) acerca de qué nombre puedes o no utilizar. Esto te costará dinero y energía que deberías estar enfocando en tus objetivos de crecimiento.

Lo mejor es que, eventualmente, registres tu identidad de marca en los organismos pertinentes a el/los paises en los que opere tu empresa. En el caso de Argentina, el organismo responsable de registros de marca es el INPI.

8. Branding, luego existo ™️

Tu dominio es la cara visible de tu negocio, por lo que es crucial que suene profesional. Debería relacionarse con los servicios y/o productos que ofreces aparte de ser un nombre memorable, de carácter único y que tenga “gancho”. No siempre es necesario que sea el nombre de tu emprendimiento a secas, a veces puedes tener un nombre de dominio que generen intriga. Siempre que atraiga a tu público a ingresar, vas por buen camino.

Elegir un nombre con “gancho” puede ayudar a establecer tu marca y tu presencia online de manera orgánica. También ayuda mucho para el “boca en boca”, ya que el entusiasmo de la gente puede hacer que decidan contarle a sus conocidos más facilmente.

En cuestiones de branding es a veces buena idea registrar varias versiones de tu dominio con diferentes extensiones, como por ejemplo tener un dominio .com y otro .com.ar para evitar que un competidor o cualquier persona ocupe ese dominio y afecte tu identidad de marca. Digo “a veces”, porque si tu emprendimiento recién comienza, es probable que esta práctica sólo sume un gasto (pequeño, pero gasto al fin) no vital en esa etapa. Si se trata de una marca con más peso, es ideal registrar esas variantes de dominios con otras extensiones o con faltas de ortografía que sean compatibles con los errores que comete la gente al escribirla.

9. No aceptes dominios de extraños 🍭

Las entidades de registro de dominios se encargan de proporcionarte un nombre de dominio para que puedas apuntarlo al servidor donde alojes tu sitio web.

Si se trata de un dominio con extensión internacional como .com o .net, entonces lo más probable es que puedas registrarlo directamente desde tu servicio de hosting (servidor que aloja tu sitio), lo cuál no sólo puede generarte algo más de confianza, sino que ayuda a mantener todo ordenado en un solo lugar desde un principio. Además, muchos de estos servicios suelen “obsequiar” el primer año de dominio gratis (o inclusive a veces de por vida mientras tengas contratado el servicio).

Si estás registrando un dominio de tu país como .com.ar, el registro debe hacerse mediante la entidad de tu país (en el caso de Argentina, NIC.ar) y quedará si o si por fuera de tu panel de control de hosting.

10. Como pan caliente 🥖

No sólo son baratos, a alguien seguro ya se le ocurrió un nombre parecido para su negocio, por lo que es recomendable que si ya tiene el nombre definitivo no tardes en ir a registrarlo lo antes posible. En el peor de los casos, si alguien llegó primero, casi todas las entidades de registro de dominios te sugerirán algunas opciones similares que estén disponibles.

Recordá que tu nombre de dominio es el lugar virtual donde conducirás tu negocio online. El sólo hecho de poder transmitir la identidad de tu marca a tus posibles clientes y a los buscadores de manera clara, breve y concisa te posiciona en un lugar estratégico para establecer una fuerte presencia online.

¿Alguna vez te topaste con un nombre de dominio desafortunado? Contanos cuál fue el peor nombre de dominio que viste!

Publicaciones relacionadas

No se encontraron resultados

La página solicitada no pudo encontrarse. Trate de perfeccionar su búsqueda o utilice la navegación para localizar la entrada.

0 Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario


WP Feedback

Dive straight into the feedback!
Login below and you can start commenting using your own user instantly

Conversemos
1
¿Necesitas Ayuda?
Hola! ¿En qué podemos ayudarte?
Powered by